Salud

¿Qué es la sal Kala Namak y qué tiene de especial?

¿Qué es la sal Kala Namak y por qué es tan codiciada?

Es negra, despide un característico aroma a azufre, es usado en alimentación vegana para imitar el sabor a huevo y tiene múltiples propiedades beneficiosas para el cuerpo. Hablamos de Kala Namak, la sal negra del Himalaya.

Igual que nos encanta contarte los deliciosos y nutritivos platos que puedes cocinar por tan solo 3 euros o todas las recetas que puedes preparar con elementos tan sencillos como un bote de garbanzos o la soja texturizada, de vez en cuando también es crucial sacar a la luz ingredientes menos conocidos: comidas típicas de otras gastronomías que seguramente no te atreverías a comerte, especias raras o frutas exóticas como el apestoso durian. Hoy le toca el turno a la Kala Namak. 

La sal negra del Himalaya, más conocida como Kala Namak, es un tipo de sal de piedra volcánica con amplio uso en países orientales como la India o Pakistán. Debido a su contenido en ciertos minerales posee color negro-rojizo oscuro: su composición química de cloruro de sodio o cloruro de potasio, hierro, compuestos sulfurosos diversos​ y trazas de otros minerales. Sala menos que la sal común y destaca por su intenso olor azufrado y acre, muy parecida a las claras hervidas de huevo duro.

¿Qué es el jackfruit y dónde comprar esta fruta que sabe a carne?

En primer lugar, esta sal negra del Himalaya es muy recomendable para las dietas bajas en sodio y para personas hipertensas: es un tipo de sal menos procesada y yodada. Las propiedades alcalinas de la sal negra ayudan a reducir el exceso de ácido en el estómago y sus minerales presentes ayudan a disminuir el daño causado por el reflujo ácido, contribuyendo al alivio de los problemas intestinales.

Su cantidad nada despreciable de potasio es positiva para regular el funcionamiento de los músculos -ayudando a prevenir a calambres y espasmos- y a absorber bien otros minerales. También reduce la retención de líquidos y estimula la circulación sanguínea, funcionando como anticoagulante natural, incrementando los niveles de hemoglobina y ayudando a quemar grasas. A nivel cutáneo destacan sus propiedades antiinflamatorias y limpiadoras que ayudan a abrir los poros obstruidos y proporciona una piel brillante.

La medicina ayurvédica ha usado la Kala Namak durante cientos de años este producto. Hoy en día millones de personas veganas utilizan esta sal negra del Himalaya para preparar tortilla sin huevo -pero conservando un sabor muy similar-, revueltos de tofu con apariencia de huevo y otros platos que emulan el aroma, la textura y el sabor de este ingrediente de origen animal.

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.