Innovación

Médicos se preparan para implantar el primer ojo biónico humano del mundo

Médicos se preparan para implantar el primer ojo biónico humano del mundo

Tras una década de intenso trabajo, científicos de la Universidad Monash en Melbourne han desarrollado el primer ojo biónico humano del mundo, un dispositivo único que podría restaurar la visión de las persojnas ciegas.

Aunque todavía quedan pruebas por delante, todo va cuesta abajo para que en un futuro cercano la salida al mercado de un ojo biónico que devuelva la visión a las personas ciegas se haga realidad. Científicos de la Universidad australiana de Monash en Melbourne son los responsables de este hito innovador.

Para su investigación han combinado dispositivos electrónicos tipo smartphone y microelectrodos implantados en el cerebro. Hasta la fecha han demostrado su correcto funcionamiento en estudios preclínicos y ensayos no humanos en ovejas, mientras que en la actualidad se preparan para un primer ensayo clínico en humanos que tendrá lugar en Melbourne.

El sistema de visión biónica de Gennaris es una creación de Monash Vision Group (MVG) y comprende un arnés de diseño personalizado con una cámara y un transmisor inalámbrico, una unidad de procesamiento de visión y un software, así como un conjunto de mosaicos de 9 × 9 mm que se implantan en el cerebro.

Desarrollan una lente robótica que puede controlarse con el ojo

La nueva tecnología quiere paliar el problema de los nervios ópticos dañados que a menudo son responsables de lo que se define como ceguera clínica técnica. El dispositivo funciona traduciendo la información recopilada por una cámara e interpretada por una unidad de procesador de visión y software personalizado. 

De forma inalámbrica los datos se transmiten a un conjunto de mosaicos implantados directamente en el cerebro, que a su vez convierten los datos de la imagen en impulsos eléctricos que luego se transmiten a las neuronas del cerebro a través de microelectrodos, más finos que el cabello humano.

En los primeros estudios realizados en ovejas en los que se implantaron diez de estas matrices se comprobó que en un total acumulado de más de 2.700 horas de estimulación, no se observaron efectos adversos para la salud.

Se está preparando un primer dispositivo mundial para restaurar la visión a los ciegos para ensayos clínicos en Melbourne.

Se trataría del dispositivo mundial para restaurar la visión a las personas con ceguera

Los responsables de este proyecto puntero han anticipado que esta tecnología es prometedora mucho más allá del campo acotado de la visión. Anticiparon que el mismo enfoque podría brindar beneficios y opciones de tratamiento para pacientes con otras afecciones que tienen una causa neurológica, incluida la parálisis.

Este no es el único proyecto en marcha basado en implantes cerebrales: uno de los más populares es el de la controvertida Neuralink de Elon Musk, que también quiere sortear con microchips las limitaciones biológicas humanas. Eso sí, el de Monash tiene mucho más recorrido científico para acabar transformándose en una realidad que beneficie a la calidad de vida de la gente.

Fuente | TechCrunch

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.