Innovación

Estas prendas de grafeno te mantienen fresquito en verano y caliente en invierno

ropas de grafeno

Científicos de la Universidad de Manchester han desarrollado un nuevo tipo de textil inteligente basado en grafeno que podría convertirse en ropa adaptable para mantenernos fresquitos en climas cálidos, y viceversa.

El grafeno es uno de los materiales más innovadores que existen en el mundo y con proyecciones de futuro más esperanzadoras, ligadas a ámbitos tan diversos como la mayor durabilidad de las carreteras, la revolución del coche eléctrico, baterías más resistentes y ligeras, tecnología wearable, calzado deportivo puntero y un larguísimo etcétera. Y ahora, también puede contribuir a diseñar ropa inteligente que mejore el estado térmico del usuario.

Los científicos de la Universidad de Manchester han desarrollado un material para crear ropa adaptable capaz de mantener a la persona que la porta fresca en climas cálidos, y calentita en aquellos más fríos. El material logra esto precisamente por la inclusión de grafeno, que puede ajustarse para alterar la radiación térmica del textil. Esta tecnología permite a su quipo soñar alto, ya que podría servir también para pantallas avanzadas e incluso trajes espaciales.

Desarrollan un filtro de grafeno que atrapa y mata las bacterias

Este descubrimiento se ampara en un trabajo anterior del mismo equipo, en el que se aprovechó el grafeno para producir un camuflaje térmico capaz de ocultar el calor del usuario de las cámaras infrarrojas. En ese caso el material basó su funcionamiento en una pequeña corriente eléctrica que se alimenta de capas de grafeno incrustadas en el material. Al alterar la cantidad de radiación infrarroja emitida a través de la superficie es posible enmascarar la firma térmica de la mano de una persona desde una cámara infrarroja.

Cuanto más cálido es el cuerpo humano, más radiación infrarroja emite, por lo que algunas prendas están diseñadas para permitir que esta radiación pase libremente para ayudar a mantener baja la temperatura corporal, mientras que otras están diseñadas para encerrarla y mantener caliente al usuario. Ahora, este textil inteligente es capaz de desempeñar el papel de ambos al atesorar capacidad de hacer una transición dinámica entre estos dos estados -frío y caliente- mediante la sintonización eléctrica.

“La capacidad de controlar la radiación térmica es una necesidad clave para varias aplicaciones críticas, como el control de la temperatura corporal en climas de temperatura excesiva”, dice el profesor Coskun Kocabas, quien dirigió la investigación. “Las mantas térmicas son un ejemplo común usado para este propósito. Sin embargo, mantener estas funcionalidades a medida que el entorno se calienta o se enfría ha sido un desafío excepcional”, recoge la revista New Atlas.

Un prototipo que podría llegar al espacio exterior

El prototipo exitoso se plasmó en forma de parche, con el que el equipo demostró la posibilidad de controlar de forma dinámica la radiación térmica, apagándolo y encendiéndolo a su antojo. Esta capacidad podría servir a todo tipo de propósitos: a corto plazo, desean explorar su potencial para abordar las fluctuaciones extremas de temperatura que enfrentan los satélites en órbita.

“Los satélites en órbita experimentan excesos de temperatura cuando se enfrentan al Sol y se congelan en la sombra de la Tierra. Nuestra tecnología podría permitir la gestión térmica dinámica de los satélites mediante el control de la radiación térmica y la regulación de la temperatura del satélite a pedido”, apunta Kocabas.

La investigación fue publicada en la revista Nano Letters.

Imagen de portada | Universidad de Manchester

Fuente | New Atlas

Te recomendamos

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.