Energía

SandBox: el novedoso sistema que puede revolucionar la distribución eléctrica

Fenosa y Endesa expedientadas por manipular el precio de la luz

Este novedoso sistema llamado SandBox puede que revolucione la distribución eléctrica. Gracias a la prueba de novedosos productos, servicios y modelos de negocio, SandBox combina la innovación con el testado en un entorno seguro bajo el control de los reguladores.

Las redes de distribución eléctrica pueden revolucionarse gracias al nuevo sistema SandBox regulatorio, el cual hace posible que se puedan probar nuevos productos, servicios e incluso distintos modelos de negocio en un marco real bajo el control de los reguladores.

Las empresas que forman este sector tienen que adaptarse a los nuevos productos y servicios que se implantan en este campo. Pero la regulación de estos servicios debe ir de la mano de estas innovaciones para poder avanzar.

Por eso esta nueva herramienta puede ser indispensable para la distribución eléctrica. Así, el sistema SandBox ya funciona en varios países como Reino Unido de forma exitosa.

Paloma Sevilla, directora general de AELEC en el V Congreso Smart Grids, afirma que “innovación y regulación deben colaborar estrechamente, y por eso en nuestra asociación acabamos de crear un grupo de innovación, vimos que era fundamental la unión de ambos conceptos precisamente en la actividad de distribución, que está totalmente regulada y es más complicado innovar.”

Sevila explica que como es necesario ir un poco por delante del regulador, hay que observar las necesidades y encontrar soluciones eficaces, por ejemplo el SandBox regulatorio.

“En los próximos años va a haber nuevos participantes en el sistema, la agregación será protagonista de este cambio, de hecho, ya el 10% de los recursos distribuidos empiezan a afectar a la red, por eso es importante saber cómo se va a regular la participación de la agregación independiente”, ha dicho la directora ejecutiva de la asociación entra Agregación y Flexibilidad Alicia Carrasco.

Carrasco afirma que SandBox es una buena solución para ello, “mientras no sea un obstáculo o ralentice la actualización de la normativa a los nuevos tiempos.”

SandBox funciona de forma sencilla, integrando en las redes de transporte y distribución del sector eléctrico innovaciones que han sido probadas de forma previa en un ambiente seguro regulatorio donde probar los productos y servicios para que los organismos reguladores los aprueben o decidan no hacerlo.

“Un ejemplo podría ser una emisión de criptomonedas. Actualmente no está regulado pero con el SandBox sería posible, además posicionaría a España dentro de los países europeos más avanzados y acabaría con las incertidumbres”, ha explicado Juan Valcárcel, abogado asociado del despacho Hogan Lovells.

Estas pruebas se realizan durante un determinado periodo de tiempo con diversos clientes reales para testar la funcionalidad de la innovación en concreto. Si los reguladores como la CNMC (Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia) aprueban los resultados, la innovación recibirá un certificado o licencia para poder comercializar el producto o servicio, así como requerir financiación para desarrollarlo.

SandBox no es un medio para modificar la regulación para siempre, sino para proporcionar pruebas para comprender si la regulación debería cambiarse.

Se requiere que la innovación sea completamente novedosa, es decir, que no se esté ofreciendo en el mercado, o que el modelo de negocio sea nuevo y distinto a los modelos previos.

Además, la innovación debe presentar beneficios para los consumidores los cuales estarán protegidos durante la prueba. También debe tener un plan de desarrollo para poder ser probado en el SandBox, y debe completarse en los 24 meses desde su concesión.

“Todos sabemos lo que va a pasar en las redes cuando se implante un volumen determinado de generación distribuida, cuál va a ser la curva de la demanda neta. El problema fundamental es prepararnos para ello y conocer cuáles son las posibilidades de las redes. El conjunto de autoconsumidores generará una inestabilidad, y los mecanismos de autoalmacenamiento necesitarán que se regulen también”, ha explicado el director general de Redes de Viesgo Manuel Sánchez.

La luz será más barata: adiós al impuesto a la generación eléctrica

La directora general de AELEC ha finalizado explicando que “estamos inmersos en un cambio del sector, ante un consumidor cada vez mucho más activo y la digitalización lo va a permitir. El regulador tiene que propiciar ese círculo virtuoso bajo un alto grado de certidumbre y para eso está el SandBox regulatorio”.

Así, este novedoso sistema llamado SandBox puede revolucionar la distribución eléctrica gracias a la prueba de nuevos productos y servicios.

Vía | El periódico de la Energía

Sobre el autor

Alicia Ruiz Fernández