Seguridad

Microsoft y Mastercard quieren crear una identidad digital universal

¿Cuáles son las claves de tu identidad digital?

Desde votar y solicitar un empleo hasta coger un avión o casarte: Microsoft y Mastercard quieren crear una identidad digital universal que puedas usar para llevar a cabo todas estas tareas personales, pero ¿realmente queremos eso?

Mastercard lanzó ayer lo que para ellos se trataba de una noticia positiva.

Votar, conducir, solicitar un empleo, alquilar una casa, casarse y coger un avión: ¿qué tienen todas estas cosas en común? Necesitas demostrar tu identidad. Junto a Microsoft estamos trabajando para crear una identidad digital reconocida universalmente“, anunciaba Mastercard en un tweet.

Su intención, como explicaron en un comunicado, es solventar uno de los problemas más comunes que tenemos hoy en la vida tan digital que llevamos: recordar todas nuestras contraseñas para las distintas identidades que tenemos y manejar la ingente cantidad de datos asociados a nuestra persona.

Es decir, buscan ofrecer una solución que centralice todos nuestros datos personales en un mismo lugar, una identidad digital que nos permita acceder y usar a cualquier tipo de servicio. Cómodo es, de eso no cabe ni la menor duda, ¿pero de verdad queremos darle nuestra identidad y todos los datos asociadas a la misma a dos empresas privadas?

En la India ya está en marcha un programa por el que escaneando la huella digital de los ciudadanos pueden acceder a cualquier tipo de información, ya sea datos gubernamentales o de su compañía de teléfono móvil. Así, en China están usando estas identidades para puntuar a sus ciudadanos en un sistema de crédito social. Todo este tipo de programas generan interrogantes sobre la privacidad de los individuos integrados en los mismos.

Implantarse un chip en el cerebro: de Black Mirror a una revolución social plausible

Sin embargo, Mastercard asegura que el proyecto está creado para los clientes. Según las declaraciones de la empresa, sería algo que estaría a su servicio, no que les convirtiera en un prodcuto. “Nuestra intención es darles a las personas mayor control sobre sus propias identidades digitales, permitiéndoles gestionar y compartir su información fácilmente en la manera que quieran con los dispositivos que usan todos los días” explicaron a Fast Company.

Eso sí, la privacidad no es la única preocupación. Mientras que Mastercard aseguró que todos los datos estarían seguros, la posibilidad de que sufran un hackeo siempre existe. ¿Realmente queremos exponernos al riesgo de que toda nuestra identidad sea vulnerable a un solo ciberataque?

Sobre el autor de este artículo

Christiane Drummond

Graduada en Periodismo y redactora en TICbeat. ¿Qué me interesa? La innovación, la actualidad, la tecnología y, sobre todo, las personas.