Salud

Cómo los frutos secos pueden ayudarte a adelgazar y alargar la vida

Cómo los frutos secos pueden ayudarte a adelgazar y alargar la vida

Si quieres perder peso comiendo sano y rico, los frutos secos como las nueces pueden convertirse en tus grandes aliados. Y no solo eso, ya que además de adelgazar mejoran con creces tu calidad de vida.

Las nueces, los anacardos, las almendras o los pistachos pueden presumir de otorgar múltiples ventajas al organismo humano, desde la prevención de enfermedades cardíacas a la mejora de la fertilidad. Si quieres mejorar sustancialmente tu salud deberías incorporar este tipo de alimentos a tu dieta diaria guiándote por las recomendaciones de la OMS, que aconseja una cantidad de frutos secos por persona entre los 30 y los 100 gramos diarios, dependiendo del tamaño, edad, complexión física y actividad. Lo ideal, además, es comerlos secos y crudos.

Una de las razones principales por las que los frutos secos –entre otras muchas propiedades– ayudan a regular el peso y a adelgazar se encuentra en el control del apetito que propician sus componentes. Recientemente, un grupo de científicos del Centro Médico Beth Israel Deaconess (BIDMC) revelaba que el consumo de nueces es idóneo para perder peso ya que incrementan la sensación de saciedad y propician una mejor gestión de la sensación de hambre.

7 especias para adelgazar y perder peso

Por otra parte, la mayor parte de frutos secos -como las almendras y los pistachos- son portadores de fibra, clave para mejorar la calidad de tus digestiones. Desde el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades estadounidense subrayan que “la fibra agrega volumen a la dieta y te hace sentir más lleno más rápidamente, ayudándote a controlar el peso”.

Las nueces son el fruto seco estrella: ricas en antioxidantes, ácidos grasos omega-3 y otras sustancias positivas, responsables de prevenir el Alzheimer y llenarte de energía para afrontar tu día a día. También luchan contra la anemia, mejoran tu sistema óseo fortaleciendo tus huesos y previenen la aparición de enfermedades como la osteoporosis o la artrosis.

El consumo regular de frutos secos mejora y alarga tu vida. Te recomendamos explorar los beneficios concretos de cada uno de ellos, ya que mientras que las nueces de Macadamia o las almendras destacan por su aporte proteico, las castañas proporcionan hidratos de carbono, los pistachos son los reyes del potasio y las semillas de sésamo pueden ser tu próxima fuente de hierro y magnesio.

Fuente | Healthline

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.